¿Debo consumir complementos con aceite de pescado?

 Últimamente he escuchado a muchas personas hablar de los beneficios de complementar la dieta diaria consumiendo aceite de pescado, en especial omega 3.

A diario veo comerciales de televisión que anuncian infinidad de productos de omega 3 en múltiples presentaciones y fáciles de adquirir en supermercados y tiendas naturistas.

En la actualidad el aceite de pescado es el tercer complemento dietético más consumido en Estados Unidos, después de las vitaminas y los minerales.

Según el Instituto Nacional de Salud, al menos un 10% de los estadounidenses toma aceite de pescado con regularidad, pues creen que los ácidos grasos omega-3 de los complementos, protegen su salud cardiovascular.

Y es que la mayoría de los complementos de aceite de pescado, son ricos en dos ácidos grasos omega-3: el ácido eicosapentaenoico (EPA) y el docosahexaenoico (DHA).

Sin embargo a mí me surgen muchos interrogantes al respecto. Por eso pienso que antes de tomar la decisión de empezar a consumirlo, es importante conocer los beneficios del aceite de pescado y lo que debemos tener en cuenta a la hora de adquirir cualquier producto que vaya a complementar nuestra dieta.

A continuación te comparto algunos puntos importantes si estás considerando complementar tu dieta con omega 3.

 

¿Qué es?

El omega 3 son ácidos grasos esenciales que hacen parte de la familia de los lípidos y son importantes porque el cuerpo humano no tiene la capacidad de producirlos, lo que hace obligatorio que el ser humano los consuma y los incluya en su dieta.

¿Por qué consumirlo?

Dado que los humanos consumimos pocas proporciones de pescado, se recomienda agregar suplementos de omega 3 a la dieta. Sin embargo, varios de los productos que dicen contener este ácido, no proporcionan los beneficios que los consumidores necesitan.

¿Qué dicen los estudios?

Entre 2005 y 2012, importantes revistas de medicina publicaron al menos 25 estudios sobre el aceite de pescado y encontraron que éste no mostraba beneficio alguno en personas con un historial de cardiopatía o factores marcados de riesgo. No obstante, la ventas de los complementos subieron exponencialmente.

¿Qué hacer?

La mayoría de cardiólogos involucrados en los estudios sobre el aceite de pescado animan a sus pacientes a evitarlos y recomiendan consumir pescados grasos al menos dos veces por semana. Los nutrientes en los alimentos son mucho más bio disponibles que los de los suplementos, además de que resulta muy complicado conocer y confiar en la fuente de los complementos aislados de omega 3.

Estudio futuro

Algunos defensores de los complementos del aceite de pescado, dicen que ayudar a tratar padecimientos como la depresión, el cáncer o el Alzheimer. Actualmente se conduce un estudio más detallado al respecto, sin embargo la comunidad médica mundial ha dicho que “la gente debería darse cuenta de que todavía no hay consenso” “y de que es posible que esté gastando mucho dinero en esos complementos sin obtener ningún beneficio”.

Comments